miércoles, noviembre 22, 2017

No solo adoctrinan, además lo niegan

Lo que no saben muchos jovencitos de ERC de Ibiza es que su partido era un ferviente admirador del fascismo italiano
Ante la repetida negativa del Pacto ante la acusación de adoctrinamiento en nuestras escuelas e institutos ha tenido que regresar José Ramón Bauzá con un artículo titulado ‘Diagnóstico adoctrinamiento’ donde simplemente les recuerda el hilo de los acontecimientos durante su azaroso mandato, atacado cruelmente con todas las armas posibles, legales e ilegales, públicas y privadas.
Si la única solución posible es un entendimiento cordial y democrático -es decir, enseñanza en nuestras aulas en español, catalán e inglés- hay que remarcar con alarma que el único que lo ha intentado ha sido Bauzá. Los catalanistas no son demócratas ni lo han sido nunca. Basta recordar el origen de ERC en 1931, en plena efervescencia del nazismo, aunque Lluís Companys y sus adláteres eran más partidarios del fascio italiano y en Italia se refugiaron cuando tuvieron que salir huyendo por las alcantarillas (Dencás) tras el golpe de Estado de 1934. Todo esto es historia.
Tampoco lo han sido durante la Transición, solo hay que observar sus métodos totalitarios que se plasman en la Inmersión ilegal a pesar de todo cuanto digan. Cuando estaban fuera del sistema pedían la autonomía y amnistía (se pasan la vida pidiendo amnistía) y sobre todo bilingüismo. Poco duró. Cuando tuvieron la oportunidad de tocar poder hicieron como el cuco, usaron el dinero público para proscribir el español e imponer como lengua vehicular única el catalán. Contaron con la pereza cómplice del PP, que a lo único que ansiaba era dedicarse a sus chanchullos y que el catalanismo no le molestara con follones. Entregaron la educación mediante una infame Ley de Normalización, después rematada con la Ley de Mínimos. Ahora lo están pagando los niños de Baleares.

domingo, noviembre 19, 2017

La semana donde todo ocurre

Cada año hay en el calendario unos quince días donde se une lo peor y lo mejor; lo peor del verano con las novedades del invierno. Parece como si el otoño y la primavera hubieran dejado de existir. Cansados del verano, bajamos la guardia para enfocarnos hacia el invierno que en las Pitiusas es muy peculiar, frío, húmedo, solitario, con días de sol deslumbrante y noches de rocío o helada.
Desde esta perspectiva he encontrado durante la última semana cosas que representan el agobiante verano, como estos accidentes de tráfico que nos convierten en uno de los sitios más peligrosos de Europa. Ibiza sigue siendo la senda de los elefantes que vienen a morir entre fiesta y fiesta. Solo las Salinas multiplican su tráfico por cinco (12.186 vehículos al día) ¿Cómo se digiere esto? Imposible. Y aún pretenden densificar más la población y por lo tanto el tránsito en la Playa den Bossa.
Sin olvidar los intrépidos desavisados extranjeros que han visto el mar encalmado de Ibiza en alguna película y se lanzan al agua, aun sabiendo que hay bandera roja o tendría que haberla. Suele ser el mismo tipo de gente que se embucha media docena de vinos y se lanza a correr ante los astados en San Fermín, pensando que son borregos o mulos serranos. Norteamericano, 31, se lanza al mar y ya no puede salir. Las aguas de Homero son traicioneras. Ocurre lo mismo en las carreteras.
Otra circunstancia que ya no nos sorprende: Tras el boom burbuja de construcción vino el bluf y el patapám, pero Ibiza consiguió recuperar un buen ritmo de compraventas inmobiliarias en los últimos años de turistas prestados. Sin hacer caso de la experiencia reciente. Pero he aquí que los compradores han dicho basta ante el desproporcionado precio de las viviendas. El desgraciado que está condenado a vivir en Ibiza está recurriendo a las casas o pisos de segunda mano.
No es que se haya detenido la tendencia, pero el aumento anual se ha ralentizado.
Los ibicencos a la espera.

sábado, noviembre 18, 2017

Catalanas montando pollos


Cuando leí la fulminante expulsión de dos catalanas de un avión de Vueling en la ruta Barcelona-Menorca me dije: “Tate, otros catalanistas por el mundo haciendo la revolución carolingia y buscando raíces” y me vino a la memoria el amargo trago que tuvo que soportar un camarero gallego en un ferry de Formentera a Ibiza cuando un músico catalanista desfogó su mala leche contra el indefenso trabajador. O cuando un político socialista (sé su nombre pero lo silencio) recibió merecida respuesta al exigir catalán a una camarera en un bar de Ibiza. La cual lo mandó a paseo, con muy buen criterio.
Son catalanistas por el mundo en busca de las raíces que tuvieron que comer durante centurias cuando los payeses de remensa estaban sujetos a la tierra y en manos de los nobles catalanes, auténticos salvajes. Tuvieron la suerte de cara a partir de 1412, pero sobre todo cuando llegó la Guerra de Sucesión que libró a Cataluña del retraso del antiguo régimen, 1715. Con Felipe V, Cataluña logra enormes avances y una sociedad mucho más humanizada. Claro que los separatistas lo cuentan al revés. Allá ellos.
Sería injusto no reconocer que la mayoría de catalanes son sensatos y gente discreta, pero hoy por desgracia afectados de una epidemia de mutismo. Veremos si hablan el 21D en las urnas.
¿Y qué pasó en el avión? Mi versión: Que la azafata asturiana les explicó que los pasillos de los asientos de emergencia han de estar libres. Si puede quitar esta pintura, por favor. No la quita y la catalana más vieja reacciona con un “desperta ferro!” y se pone a gritar exigiendo el catalán. La azafata llorando. Llegó la Guardia Civil. Aplauso generalizado al comandante.

miércoles, noviembre 15, 2017

El catalán renquea y recula

Las Pitiusas son las islas de Balears en las que menos se conoce y se usa el catalán, a pesar de las sumas astronómicas derrochadas y los planes de adoctrinamiento incesantes- Foto Diario de Ibiza

Los periodistas no podemos ocultar la realidad ni tergiversarla a nuestra conveniencia, en un ejercicio de lo que ahora se llama la posverdad, equivalente a mentira, manipulación propagandística para conseguir un objetivo, generalmente político, apelando a las emociones y a las bajas pasiones, que suelen concluir en un cultivo del odio contra el español y España en este caso.
Pues que no cuenten conmigo los fanáticos catalanistas profesionales. No lo he hecho nunca y no voy a empezar ahora. Incluso podría llegar a explicar que si en algún momento se me ha ido la mano ha sido en ayuda del catalán y ello ocurrió a primeros de los años 70, sí, en tiempos de Franco.
Así que guárdense sus lecciones.
Esto viene a cuento por algunas ácidas reacciones a mi último artículo, ‘El catalán recula’ 
Solo me hice eco de las palabras de los mandarines y de algunas conclusiones de la encuesta de Usos Lingüísticos. El mismo presidente del catalanista Institut d’Estudis Eivissencs lo remarcó de forma casi dramática: La lengua catalana retrocede en su uso...»Cuando los propios hablantes de una lengua son los primeros a desprestigiarla escondiéndola, renunciando a hablarla y a transmitirla a sus hijos, esta lengua se pierde» , Mayans (DI, 16-08-2017).
Otro viene a solicitar por milésima vez recuperar el uso normal del catalán. En Ibiza no se puede recuperar esto, porque el catalán nunca se ha hablado. En todo caso, el uso normal de lenguas debiera ejercerse en las escuelas, o sea en español e ibicenco como lenguas vehiculares. Ahora el español está arrinconado con dos horitas semanales, como si fuera una lengua extranjera.
Así que el catalán no solo recula sino que además renquea.

domingo, noviembre 12, 2017

El catalán recula sin cesar


Leo que la ex bombera y vicepresidenta del Consell de Ibiza, Viviana Sans, ansía una España con visión plurinacional y radicalmente democrática. Cualquier cosa menos defender la democracia participativa actual -muy mejorable, en algunos aspectos. Yo también desearía una visión pluri-estereoscópica y una democracia radical para Podemos, un partido o una secta totalitaria y bastante cruel con sus propios miembros, que se apuntaría a un bombardeo con tal de cargarse el statu quo y la actual configuración de España como un Estado de las Autonomías.
El cuanto peor mejor para poder pescar en el río revuelto aquello que las urnas no les conceden, aunque a decir verdad, si cuajan los proyectos de resucitar el nefasto Frente Popular de 1936-1939, podrían llegara tener opciones de gobernar.
Por otra parte, llevo meses leyendo que el catalán se usa cada vez menos. Los alumnos, forzados a sumergirse en el barcelonés colonizador, en cuanto abandonan las aulas se pasan al idioma que más gustan, esto es el español. Y lo que es más curioso, los nuevos ibicencos hablan un castellano sin el acento ibicenco o catalán que arrastramos las generaciones anteriores. Y lo viven sin dramas. Simplemente prescinden del catalán, que es un idioma farragoso, arcaico y cada vez menos usado.
Hay que reconocer que lo tiene difícil el idioma limosín, encajonado entre el francés y el castellano y rematado por arriba por el alemán y el inglés de los millones de turistas europeos que conviven con nosotros durante seis meses al año.
Esta idea enerva a los mandarines catalanistas. Yo lo observo como un hecho atmosférico y casi me hace gracia que enseñen el catalán a medio millón de marroquíes que a la menor oportunidad se pasan al español. Claro que al derrochar ingentes cantidades de dinero de todos los españoles consiguen colocar a su ejército de profesores, hábiles en el adoctrinamiento político.
No diré nombres. Uno dice que el catalán está en serio peligro. Otro dice lo contrario. Conclusión: uno de los dos dice la verdad.

sábado, noviembre 11, 2017

Consolidación

Samos, isla griega. Tenemos competencia

Ha terminado la WTM en Londres, la primera gran feria que pone la antena y puede anticipar las líneas de tendencia. Hasta el mes de enero viviremos tres meses de noticias constantes sobre la próxima temporada.
Pero básicamente no nos saldremos de este marco: de continuo nos irán informando que Baleares vende menos y más lento que en las dos últimas temporadas, lo cual es lógico, pues no se puede vivir montado en un cohete de récords acumulados incesantes. Nos volveríamos locos.
Y será cierto, Baleares conseguirá una consolidación de su turismo tipo, si lo consideramos globalmente. Por secciones, parece ya una evidencia que el turismo alemán no está a gusto en Baleares. Seguirán viniendo, pero hace años que están añorando Turquía y Egipto sobre todo y quizá sienten que los precios han subido excesivamente en nuestro Archipiélago. El turismo alemán descenderá, pero esperemos la feria de Berlín para confirmarlo.
La incógnita son los ingleses. Parece que también aflojarán, porque algunos recuperan sus destinos de Chipre, Corfú (la segunda Ibiza, le llama la prensa británica) y Grecia. En estas fechas tempranas los británicos suelen reservar su paquete vacacional Todo Incluido, un turismo familiar muy previsible.
En este aspecto, Baleares presenta algunos inconvenientes que es inútil obviar. Por ejemplo, es cierto que los british castigan aquellos destinos con ecotasa, como las costas catalanas y ahora lo harán en Baleares, máxime al ser doblada de forma disparatada.
Pero el factor clave será el desgaste sufrido por su moneda, la libra. Tienen problemas y es un obviedad que va a afectar a nuestro turismo balear. Sabemos que Turquía, Egipto y Túnez ofrecen precios mucho más bajos con los que no podemos competir.

miércoles, noviembre 08, 2017

Las otras víctimas de Ibiza

Ibiza fue un espacio donde distintas especies mantuvieron un sereno equilibrio durante siglos o milenios. Pero de repente alguien abrió la puerta y el pequeño solar se vio violado por centenares de nuevos inquilinos. Intrusos, en realidad.
Y así, estas plantas, estos animales están viviendo su agonía particular desde que a finales de los años Cincuenta se apostó por el turismo masivo, que en los últimos años se ha decantado por el narcoturismo. Entre unos y otros, las Pitiusas quedan inmersas en una dinámica bélica donde corre el champán y la sangre con generosidad. Son las víctimas de esa vorágine.
Por ello yo quería tener un pequeño recuerdo para estas otras víctimas. Empezando por los chafarrinones de erizos y jinetas (la genetta genetta) sobre el asfalto. Algunos amaneceres aparecen los asfaltos como la superficie de un cuadro abstracto informalista. Manchas informes y pieles retorcidas.
Muchos otros seres vivos acaban siendo víctimas de la contundente Ibizan way of life. Por ejemplo, las culebras que han sido trasladas a traición mientras dormían aletargadas en su tronco ahuecado de olivos transportados desde la Península. Esto es un desahucio en toda regla. No sabían los ofidios que en Ibiza no se andan con bromas. Al principio se hartaron de lagartijas azules, pero solo era el comienzo de su peripecia. Ahora se las caza (mal, según he leído) y se les da matarile.
Hay otras víctimas silenciosas, como las miles de palmeras que han sucumbido al picudo rojo. O los pobres árboles leñosos que nos dan fruta, que mueren agobiados por la xylella fastidiosa. O las gallinas y las abejas, víctimas del calor cruel.
En el trasfondo silencioso de cada verano, Ibiza queda sembrada de cadáveres.

domingo, noviembre 05, 2017

2018 lleno de incógnitas

Lo anticipamos y todos los informes conocidos coinciden: Baleares tendrá que ir devolviendo el préstamo de turistas que ha usado durante las seis últimas temporadas. Si la disminución de visitantes se debiera a esta razón, los descensos afectarían a toda España, no solo al Archipiélago, pero mientras para las costas peninsulares la avalancha ha sido una bendición, para los saturados mercados isleños ha sido casi una agresión.
Si la temporada 2016 fue la más explosiva, la de 2017 ha sido de consolidación, mostrando en algunos aspectos una tendencia a estabilizarse. Una campaña magnífica, de hecho a nivel nacional hemos cosechado otro récord de extranjeros. Esperemos a ver el comportamiento del cuarto trimestre en Ibiza.
A la hora de analizar las cifras de ocupación hay que destacar otro hecho novedoso: hemos de separar claramente la ocupación hostelera de las cifras de turistas llegados vía aeropuerto y por mar. Son dos columnas que funcionan independientemente. Esto es nuevo. Como dice el gran empresario hotelero Fluxá, el alquiler turístico ha venido para quedarse y no se puede prescindir del mismo. Ahora la lucha se centrará en que sean alquileres reglamentados, controlados y que paguen impuestos y por supuesto la ecotasa.
La ecotasa duplicada, los precios al alza y unos niveles de saturación que han convertido la islas en destinos incómodos son nuestros principales enemigos. Si durante casi cuatro años el turista europeo o ruso no ha tenido la posibilidad de elegir, ahora los mismos operadores turísticos han patrocinado la reapertura de Túnez, Egipto, Turquía.
En su día les advertí que Rusia se haría cargo de los servicios secretos antiterroristas de Túnez (bajo cuerda) y así parece. Túnez es hoy el lugar al que van los rusos a veranear y desde entonces no han tenido ni un solo atentado.
El futuro no lo conocemos, pero ahora Rusia irá recuperando el Mar Rojo y Turquía. También los alemanes. Pero ojo, salvo el millón de adictos a las drogas químicas, Ibiza no tiene asegurado el mercado británico. Iremos viendo la evolución.

sábado, noviembre 04, 2017

La codicia catalana


La desquiciada Cataluña de las últimas décadas ha derrochado cantidades imponentes para reescribir su pasado y manipular el presente. La historia que se cuenta en medios catalanes tiene pocos visos de autenticidad, cualquier parecido con la realidad es pura casualidad, sin contar las barbaridades de su Instituto de la Nueva Historia, que ofrece un catálogo de “conferenciantes” catalanistas que cobran de 200 a 400 euros por charla. Por charlotada. Puede seguir algunos actos en los videos de Youtube: son tan fantasiosos que apenas causan efecto, ni siquiera en el apartado de disparates.
En la tierra de mi amigo Eugenio, un humorista malogrado en plena vena creativa, estos sujetos ni merecen el calificativo de payasos, una profesión muy noble por otra parte.
No sé qué conseguirán, pero es difícil consultar cualquier tema en Wikipedia o en Internet en general sin toparse con la mano negra que ha desfigurado cualquier fuente original. Un ejército de fanáticos controlan todos los recovecos posibles.
Y sin embargo no convencen, no triunfan ni avanzan. Puede escogerse cualquier tema que presuntamente pase por catalán: el porrón, el pan con tomate, los castillos humanos, la barretina, el románico, el fútbol. Cualquier tema.
Pues bien, de catalán nada de nada. Lo han copiado todo y lo han adaptado sin apenas modificaciones. El Barça fue fundado por Gamper, un suizo; el pan con tomate es extremeño, murciano o aragonés, pero no es catalán; los castellers proceden de Algemesí y antes seguramente de Cerdeña o más lejos; la barretina es el gorro de Frigia. No acabaríamos.
Tampoco los panellets son catalanes: su incierto origen es semita, primero con los fenicios, adoptados por los judíos y los árabes. Eso sí, dominan el marketing. No es poco.

miércoles, noviembre 01, 2017

Difuntos a pleno sol

Este otoño veraniego es cada vez más insolente y prolongado. Entre el cambio de horario y el cambio de clima uno se siente confuso, como aquellas navidades que pasé en Río de Janeiro a treinta y pico de grados en bañador. ¿Cómo celebrar el día de Todos los Santos con este calor? Más aún, el día de difuntos, hito entrañable que cada año nos ayuda a recogernos en familia para cascar piñones y abrir los sugerentes granados (símbolo de Tanit, de la fertilidad, porque la vida ha de vencer siempre a la muerte). La renovación ha de vencer a la consunción y por ello este derroche de símbolos de vida y fertilización.
En las islas entregadas a la orgía turística sensual y ruidosa, suena anacrónica esta celebración rural que llega al alma de los fenicios pitiusos y nos adentra en una mitología doméstica que ya lleva al menos dos mil años sobreviviendo a civilizaciones y desventuras.
Por la noche, la familia se reúne en la mesa comunal para asar las castañas, descascarillar los piñones y para degustar las almendras o avellanas. Quien tenga higos secos los incorporará a la ceremonia pausada y silenciosa. En la noche de difuntos se dejarán sobre la mesa los granos y la comida por si llega la visita de los familiares difuntos y estos quieren sumarse a la celebración. No se retira la mesa, no se limpian las cáscaras ni se apagan las candelas o candiles en toda la noche.
Filtraciones culturales, reminiscencias que perduran en el inconsciente colectivo de los ibicencos, que somos fenicios. En esta humilde cena nos sumamos todos en cuerpo y alma como homenaje a nuestros orígenes fenicios.

@MarianoPlanells

domingo, octubre 29, 2017

Catalanismo desintegrador

Pues parece que sí, Cataluña es España y lo seguirá siendo
Estoy repasando mi reciente archivo de marcadores y todo cobra un nuevo significado tras la declaración de independencia y la floja aplicación del 155 por parte de Rivera, perdón Rajoy. Fijan elecciones para el día 21 de diciembre, o sea, quieren desmontar el entramado golpista que han tejido durante 40 años en solo siete semanas.
Me siento triste, decepcionado. No puedo hablar del futuro porque no lo veo con claridad.

Los españoles tenemos problemas muy serios que debemos afrontar con trabajo, unidad y decisión, como el invierno demográfico, la deuda pública, el cambio climático y otros.
Ya tenemos dos millones de musulmanes en el interior y siguen entrando, sustituyendo a los hijos que ya nunca tendremos. España, envejecida y manoseada por mentes maquiavélicas, muestra señales inequívocas y matemáticas de deterioro.
La deuda pública está ahí, como este asteroide que sabemos que algún día liquidará la vida humana de la Tierra. Y el cambio climático no negocia con nadie y cada año se muestra con mayor ferocidad, no solo en Ibiza, sino en todo el planeta.

De todo esto no podemos ocuparnos, porque una minoría de catalanes ha decidido, ignorando a los seis millones restantes, que quiere el poder para ellos. Y claro, cierran el parlamento, no lo necesitan para nada. El catalanismo es una dictadura, muy dura, pero de momento poco duradera si Cataluña/España juega sus cartas con voluntad de superación.

Pero con desánimo y desconcierto no vamos a ninguna parte. A quienes solo quieren destruir ( 'cuanto peor, mejor') ya les va bien el río revuelto, porque saben que el excremento siempre flota y piensan que al final ellos sacarán ventajas. Y quizás las obtengan, pero no por sus merecimientos, sino por la flojera anémica del gobierno de Madrid.

Que cada cual asuma su responsabilidad, los jueces a lo suyo, los técnicos desmantelando (¿en 7 semanas?) y los políticos ofreciendo opciones sólidas de recuperación para esta Cataluña arruinada por sus propias clases dirigentes (hola Argentina). Cataluña no es una nación ni un desierto. Tiene preparación y calidad humana. Unidos podemos. Ánimo.



sábado, octubre 28, 2017

Adoctrinamiento antiespañol

Jamás ha existido una Corona Catalano-aragonesa. Es Corona de Aragón.
España ha ido deteriorando su cohesión como país avanzado europeo desde aquellos bombazos en Atocha en 2004, dando entrada a uno de los políticos más nefastos y pérfidos de la reciente historia de España. Afectó incluso a un Partido Popular que se deshacía de forma inmisericorde de todos aquellos que mostraran rasgos significativos de conservadurismo o de pertenencia a la etapa de Aznar. Rajoy ha sido y es pésimo para construir país, pero ha sido excelente para proseguir el despiece (descuajaringamiento) iniciado por ZP.
Todo ello ha tenido profundos efectos en la educación, que por cierto pasó a ser competencia de las autonomías por obra y gracia de Aznar, que cometió aquí uno de los mayores errores históricos.
Inicialmente quiso imponerse el Catecismo Socialista o la educación del espíritu socialista, pero no ha sido solo esto. En al menos dos autonomías se decantaron abiertamente por el adoctrinamiento tribal de los alumnos. No se trataba solo de hacerlos más catalanes, vascos o gallegos (Galeusca, por la contracción de los topónimos de Galicia, Euskadi y Cataluña), aprendiendo los idiomas regionales, su historia y geografía: se trataba de hacerlos más hispanófobos o más antiespañoles, donde el idioma solo sería el rasgo diferenciador que blindaría su carácter de confrontación.
De este modo llegamos a una estrategia de adoctrinamiento antiespañol como forma de asnalizar (con una ese) a las nuevas generaciones. Es tan coherente como imperdonable que partidos o agrupaciones como Podemos, Nacionalistas y los socialistas de España apoyen ciegamente estas prácticas.

jueves, octubre 26, 2017

La competencia despierta

Monastir, Túnez
Los que suelen leerme ya lo sabían, porque publiqué al menos dos artículos a principios de septiembre avisando de los nuevos cambios en el complicado mundo del turismo: Arabia se fija en Ibiza y Hay noticias, quizá excelentes.
Podemos tomarlo a la ligera, pero 2018 será un año de inflexión y me temo que las medidas disuasorias o restrictivas amparadas por el Pacto acabarán por hacer daño.
La peor es la ecotasa, que ha sido doblada sin encomendarse a Dios ni al Diablo. Incidirá precisamente en el tipo de turismo que deberíamos cultivar con mimo, las familias de clase media. Pero miren, no hay mal que por bien no venga: nos quitará de delante a esta manada de políticos ideologizados, incompetentes y prepotentes y se cumplirá otra idea que anticipé: la ecotasa será la tumba política del Pacto de Perdedores.
Baleares lleva 6 años gozando/sufriendo récords continuados y acumulados de ocupación. En todos los terrenos. Lo cual significa un gran éxito económico y social, que en paralelo ha supuesto un abrumador despilfarro de recursos. Las Baleares han alcanzado una fama de islas intransitables, incómodas y muy caras. De modo que los amigos de las tortillas payesas (en realidad son españolas pero no usan esta palabra) en las playas podrán descansar el próximo verano, ya que vendrán muchos menos turistas.
Ahora lo han explicado los observadores turísticas de media Europa. Por una parte, el mercado alemán, como ya sabíamos, está muy escarmentado de Ibiza y bastante de Mallorca, pero por otra Turquía, Jordania, Túnez y Egipto reabren sus mercados con unas instalaciones más recientes y a un precio mucho más competitivo. Quedan muchos flecos por explicar, como el turismo ruso, pero tendremos tiempo de hacerlo.

domingo, octubre 22, 2017

No acaban de llegar a Ítaca

Los segadores, 1641, blandiendo las hoces otra vez para defender a sus señoritos explotadores y la oligarquía. Pero acabarán como siempre: traicionados
Los catalanistas han alcanzado un grado tal de irracionalidad y furia que actúan como un toro en el coso: arremeten contra todo lo que se mueve. Pero sobre todo contra quien no les aplauda o como mínimo les dé un poco de razón. Porque es de lo que carecen y sienten la necesidad perentoria de reafirmarse en cada momento en sus delirios domésticos. Por eso solo van con otros catalanistas, solo leen su prensa de deformación endogámica y solo ven sus teles financiadas por la Generalidad. ¿Recuerdan el día en que 12 diarios publicaron el mismo editorial, al parecer redactado por el lacayo Juliana? Yo jamás había visto nada igual, ni siquiera en tiempos de su denostado Franco.
De repente les ha entrado un apretón y en vez de poner rumbo hacia su Arcadia feliz, que ellos llaman Ítaca, se han puesto a gritar a la policía y a la guardia civil, en unas actuaciones que ya han tenido consecuencias en la testa de sus dos fanáticos capitostes, los Jordis de Òmnium y ANC. De modo que han puesto rumbo opuesto a Ítaca y ya duermen en la cárcel de Soto del Real, donde han unido sus huesos al otro ínclito Jordi Pujol Ferrusola.
Hace poco, los catalanistas más recalcitrantes tuvieron un duro enfrentamiento contra El Periódico, al que, al parecer, todavía le queda un poco de vergüenza torera. Incluso iniciaron un boicot a la publicación. Su director Enric Hernàndez (se firma así, con el acento mirando hacia Ítaca) acaba de vengarse de la única forma que puede hacerlo un periodista: contando la verdad. Y ha escrito un artículo titulado Nos vais a dejar un erial.
Resumo libremente el primer párrafo: Miles de empresas en fuga, incluso las multinacionales y cotizadas en Bolsa, miles de millones catalanes transferidos a oficinas lejos de Catalonia. Inversores desinvirtiendo y largándose. Los inmuebles de lujo paralizados. Restaurantes vacíos, pedidos industriales cancelados, cierres de empresas, trabajadores brazos cruzados: paro, pobreza, desolación.
Y los perros insomnes ladrando en las terrazas, añado yo.

sábado, octubre 21, 2017

Veneno de por vida

El Catalanismo no tiene por meta enseñar el catalán, sino imponer una ideología y a medio plazo conseguir la independencia de Cataluña, falsificando la historia y la realidad

El catalanismo es como todo nacionalismo una especie de religión y por tanto en permanente peligro de alcanzar altas cotas de ebullición, es decir de fanatismo. Huelga avisar que siempre que se pueda hay que huir de los fanatismos. Para más incordio suelen entregarse a la retórica vacía, crean compendios de lemas y frases memorizables que usan constantemente, venga o no venga cuento.
Una vez incrustadas estas arengas es complicado desactivarlas. Con lo que han costado de aprender estos ‘hallazgos’ en clave de paranoia no los vamos a borrar de buenas a primeras aunque racionalmente veamos que llevamos las de perder o que no tenemos razón. Viven la causa como una empresa bélica y les da lo mismo el tipo de armas, si es verdad o es mentira, lo importante es el resultado. Lo importante es desembarazarse de la odiada España, la gran opresora que nos ha pagado las mejores infraestructuras de Europa, los mejores Juegos Olímpicos de la historia (1992, cuando salían los hijos bajitos de Jordi Pujol con las pancartas de Catalonia is not Spain).
No conozco en el mundo un Estado que haya concebido 17 comunidades con un grado de autonomía tan generoso. Y con tal proporción de dinero para la autonomía. Pues bien, desde la cuna les inculcan a sus niños y los niños del resto de españoles afincados en Cataluña que España es su enemigo, que les dominó por la fuerza de las armas y que les roba el dinero que ganan. En realidad todo esto es una brutal falsificación de la historia, pero actúa en el espíritu infantil como un veneno de por vida. De momento solo se han cargado Cataluña. Pero sigue huyendo gente y empresas.

miércoles, octubre 18, 2017

La peste separatista

Se confirman los peores presagios: la tabarra catalana va para largo y todo gracias a la mentalidad cobardona y funcionarial de Rajoy. El problema inventado y generado por los propios catalanistas va camino de estancarse hasta alcanzar los peores niveles de podredumbre, lo cual acabará dañando la frágil recuperación económica de todos los españoles y por supuesto, llevando a la ruina a una gran mayoría de los habitantes de esa maravillosa comarca española que es Cataluña.
Lo que duele al resto de españoles es que siempre crean las guerras y las mayores trabas al desarrollo común aquellos que son precisamente mejor tratados. La revuelta de los ricos contra los pobres. Los privilegiados no consiguen domeñar su propia codicia y la lista de agravios inventados nunca tendrá fin, mientras se les consienta, o sea, mientras se les siga concediendo más ventajas.
Rajoy podría hoy darles más privilegios, o quizás no, pues el resto de españoles está furioso y con las gónadas muy hinchadas de soportar este expolio continuado, que en el caso de Cataluña lleva más de 300 años, gracias a su fuerza para conseguir políticas económicas favorables a sus industrias y comercio, en detrimento del resto de España. Al establecer aranceles para los productos que pudieran dañar a los catalanes, los países represaliados responden poniendo aranceles a las naranjas andaluzas o valencianas o a las lanas castellanas. Y así durante más de 300 años.
Las consecuencias las veremos ya estas mismas navidades con un desembarco de catalanes en Ibiza y en la próxima primavera de cara a tomar posiciones para el verano. Bienvenidos sean mientras no nos contagien su locura. Nosotros somos fenicios y tenemos la nuestra genuina y estaremos encantados de compartirla. Sí.

domingo, octubre 15, 2017

La gran estampida


La gran estampida de empresas catalanas que se están poniendo a salvo de la locura generada por sus propios dirigentes. En menos de quince días han salido a toda prisa unas 600. De las grandes apenas quedará ninguna y entre las pequeñas y medianas solo las que no tengan otra salida, como no sea cerrar puertas. Porque muchas vivían gracias al mercado español, que ya les está cancelando pedidos. O gracias al mercado europeo, que perderían en caso de independencia declarada.
El empresariado catalán no tiene la culpa, como no sea la permisividad y el haber callado durante esos cuarenta años, pensando ingenuamente que la fiesta no iba con ellos. La fiesta la pagaban ellos, la siguen pagando, conjuntamente con todos los contribuyentes del resto de España.
Fue salir CaixaBank, el emblemático núcleo de poder con la estrellita mironiana, y acto seguido se lanzaron desesperadamente todos los demás. La caja tiene buena información, maneja demasiado dinero ajeno a Cataluña y conoce las consecuencias en caso de quedar en un limbo jurídico y fuera de la UE o del Banco Central Europeo.
Por cierto, en principio tenían decidido plantar su sede en Palma de Mallorca, pero cuando se informaron minuciosamente de la desastrosa actuación del Pacto de la separatista Francina Armengol (Més, PSIB-PSOE, Podemos), casi un clónico del Govern de Cataluña, decidieron quedarse en Valencia. Y esto que la capital del Turia también navega en las aguas sucias y procelosas del catalanismo.
Un gran conglomerado bancario como CaixaBank puede permitírselo, pero no así los desgraciados alumnos que han de sufrir la ilegal inmersión en un idioma barcelonés enseñado por valencianos. Al principio, los catalanistas pedían bilingüismo para poder entrar en los colegios, pero cuando lo obtuvieron, echaron al español a la cuneta y ahora solo estudian en dizque catalán como lengua vehicular. Todo lo español apesta a los nacionalistas.
Los padres de alumnos no están organizados y deberían emprender una cruzada para defender los derechos y el futuro de sus hijos para que puedan estudiar en español como lengua vehicular. Acción.

sábado, octubre 14, 2017

Las cosas iban demasiado bien

No se les adoctrina para aprender un idioma nuevo sino para convertirlos en rebeldes a la Constitución y exigir la independencia de un país inexistente. Todo para favorecer a las clases dominantes, muy proclives al hurto  del dinero común.
Las cosas iban demasiado bien en España y los catalanistas han decidido tomar el relevo de los vascos radicales para dinamitar la paz, la convivencia y la economía de todos los españoles.
Uno no es estratega político, esto se lo dejo a los ZPs, sánchez, iglesias y a los cuperos o a ERC, a los que parece salirles todo al revés, a no ser que pretendan arruinar a los españoles como fase previa de un proceso revolucionario. O hay algo que se nos escapa.
Quizás pensaron que la burguesía empresarial sacrificaría cientos de miles de millones en pro de una independencia que significa miseria y aislamiento internacional: todo lo contrario de lo que ansían los empresarios. Hoy salen huyendo de Cataluña.
Una parte significativa de catalanes se ha introducido en un bucle de despropósitos que los está conduciendo al barranco donde van a precipitarse y precipitar a muchos miles de seguidores fanatizados por los cuarenta años de adoctrinamiento en las escuelas, la prensa y los medios de comunicación.
Hay ya dos generaciones de catalanes que han sufrido el pulido de la fresadora escolar y han salido con unos conocimientos de historia, geografía y cultura general disparatados y ayunos de cualquier verdad. Sin olvidarnos de los nous catalans que ya pueden votar, en especial muchos moros y paquistaníes.
Lo que me preocupa es que en las aulas de Baleares y Valencia se sigue el mismo camino y las autoridades se desentienden. Lo dicho, las cosas iban bien, pero de repente han llegado los catalanistas. Y nadie va a ayudarnos, así que nosotros debemos proteger nuestro futuro y el de nuestros hijos.

miércoles, octubre 11, 2017

Incompetentes golpistas


Hay cosas para las que es mejor tener un buen plan y plena competencia sobre las facultades mentales y físicas: para casarse con una mujer joven por ejemplo, para dar un golpe de Estado a la nación más antigua de Europa (o sea, del mundo) o para torear un morlaco de 400 kilos. 

Los mermados catalanistas, auténtica carne de cañón criada en la ganadería de Pujol no parecen haber tenido en cuenta estas mínimas precauciones elementales, se han lanzado al vacío sin paracaídas y no tienen ni idea de cómo ni cuándo aterrizarán, al menos hasta hoy -escribo en sábado.

Decía Toynbee que los imperios no suelen perecer por la presión exterior de un enemigo, sino por propia descomposición interna y los enemigos intestinos. No me cabe ninguna duda. Pienso concretamente en Roma y en la España imperial. 
Esta es la única suerte favorable que acompaña a estos desgraciados golpistas, extasiados ante su propio disparate: que Rajoy y el Partido Popular están en Babia y que la mayor parte de los partidos españoles aún son más inútiles que ellos. 

La pantomima de referéndum no sirvió de nada, nadie lo apoya, no tiene la menor credibilidad. Solo les funcionó parcial e inicialmente su repugnante intento de demonizar las cuerpos y fuerzas de seguridad del estado y seguir alimentando la injusta leyenda negra contra España. Con esto parecen conformarse, porque ni con la ayuda espuria de los 17.000 mozos de escuadra pueden alcanzar nada positivo. 
Nadie podrá beneficiarse de esto. Por el contrario se han encontrado con una oposición frontal de organismos políticos y agentes económicos. Las agencias de viajes y los cruceros renuncian a visitar Cataluña, las cancelaciones se cuentan por miles. 

Que trabajen los jueces.

Periódico de Ibiza

domingo, octubre 08, 2017

Y nuestros niños en sus manos


El desfile de empresas emblemáticas ya empieza a ser devastador: Cataluña tiembla, pues depende mayoritariamente del mercado del resto de España. Esto solo está empezando.
Habrá oído lo del seny catalán. Sensatez. Pues no existe, no ha existido nunca, es un delirante mito doméstico con el que consolidar su inexistente supremacía, provinente del área del pequeño comercio, de la mentalidad del botiguer, tantas veces expresada en comedias y novelitas de consumo local, como ‘L´auca del senyor Esteve’ de Santiago Rusiñol. O como la palabra ‘plegar’ con el significado de cerrar. Plegar, se entiende, las piezas de telas desplegadas para mostrarlas a la clientela.
Quienes hemos leído y convivido con catalanes sabemos todas estas claves. Quien no las sabe es el PP, y menos el de Ibiza, que ha aceptado con resignación bovina que se siga manipulando a nuestros niños en el 98% de los centros educativos de Baleares. Nuestros niños, encajonados como piezas del rompecabezas catalanista, para ser adoctrinados y quizá servir en el futuro de carne de cañón de los insensatos independendistas.
Valencia y Baleares son una pieza fundamental para edificar estos inexistentes Países Catalanes y el infame ‘Programa 2000’ de Pujol es el catecismo adoctrinador para programar el cerebro de los hijos ajenos, mientras los suyos propios andan trajinando maletines en coches de alta gama.
No soy del PP, pero reconozco que el partido de José Ramón Bauzá dio una buena salida a esta situación podrida y contaminada por el virus catalanista, con ridículas aspiraciones de imperio: desde Barcelona usarían las colonias por su eficiente economía para nutrir las arcas insaciables de la alta burguesía dirigente.
Y si no lo consiguen será porque sus propias empresas, conocedoras de los mecanismos de una economía muy globalizada en una Europa común, han tomado una opción radical: salir pitando, o sea, votando con los pies, de una Cataluña que quedaría como Corea del Norte, fuera de Europa, sin el paraguas del Banco Central Europeo y sin tratados internacionales.
Oído PP: Español, inglés y balear en las aulas. Pero ya.

sábado, octubre 07, 2017

El diabólico Programa 2000 de Pujol

El catalanismo siempre ha sido xenófobo, racista y supremacista
Mientras Rajoy y sus palmeros, como plañideras menopáusicas suplican a los golpistas que abandonen su proceso separatista y su anunciada intención de declarar la independencia desde el Parlament, los catalanistas de diverso pelaje insisten en su control violento de las calles y en culminar su golpe de Estado según lo programado.
En Barcelona viven con angustia estos días tumultuosos, aun así muchos catalanes (la mayoría, con diferencia) que se sienten españoles también han iniciado su movilización en las calles. En los despachos de las altas esferas se dedican al diseño minucioso de una nueva estrategia comercial, que comienza por el cambio de sede social y fiscal. Empresas emblemáticas ya han oficializado su adiós a Cataluña. Bye Catalonia.
Todo lo que pasa es consecuencia directa del diabólico plan de Pujol de adueñarse del cuerpo y alma de los catalanes (y de los valencianos y baleáricos). Lo conoce todo el mundo, porque se publicó en 1990, 28 de octubre, a toda página en El Periódico de Cataluña. Lo denominaron ‘Programa 2000’ y en aquel momento nadie pareció prestarle la menor atención. Ni en Madrid, donde los políticos mesetarios jamás han comprendido la gravedad del catalanismo político.
Adoctrinamiento contumaz, tanto da si es nazificación o catalanización: deja pocos resquicios a la libertad individual. Un control absoluto de la sociedad.
Por supuesto que afecta a Ibiza y a Baleares. Basta un mínimo seguimiento del socialista PSIB-PSOE (nacionalista antes que socialista), de Francina Armengol y por supuesto de los restos de ERC, que ahora esconden su nombre bajo el incontinente título de Més (más). De ecologistas y comunistas. Incluso untuosos personajes del PP se han rendido a la demagogia totalitaria del catalanismo. Los daños son severos.

miércoles, octubre 04, 2017

Catalanistas contra el turismo


Es arriesgado hacer previsiones porque intervienen incontables factores de riesgo. Hace unos días este fenicio explicaba que estábamos ante un nuevo escenario en el mundo árabe que podía llegar a ser muy beneficioso para el turismo de Baleares a corto o a medio plazo: las relaciones intensificadas entre Arabia e Israel. Del resultado de las mismas podría desprenderse un rápido proceso de pacificación en las riberas mediterráneas, lo cual aliviaría la densidad de visitantes en Ibiza. Así mismo, recordaba que Arabia ha emprendido ya una impresionante urbanización de algunas islas del Mar Rojo, para explotarlas para el turismo de lujo.
Pero, ay, no contábamos con los catalanistas. Cuando parecía que estaba desactivada la secesión vasca y sus terminales terroristas, se abre otro fenómeno de tintes revolucionarios, por mucho que esté inspirado y financiado por algunos miembros de la derecha dirigente catalana, que emplea las manazas violentas de la CUP, ante el beneplácito de ERC. Cualquier cosa antes que tener que enfrentarse a la justicia española.
El falso referéndum -ilegal y sin ninguna garantía- solo ha sido el señuelo para que Rajoy pueda quedar reflejado ante la prensa europea como el opresor que reprime, en vez del liberador que protege la Constitución y los derechos de los catalanes no separatistas, que son mayoría. El hecho es que cuando redacto estas líneas, martes 3, ya han amenazada con declarar la independencia, siguiendo con sus métodos golpistas, chapuceros, cuando no violentos.
La situación es extremadamente grave. Veremos cuanto afecta a la Bolsa, prima de riesgo y ocupación turística. El turismo rehuye los conflictos y si Rajoy no aplica el artículo 155 y otras medidas de contención de los golpistas, vamos al caos.

domingo, octubre 01, 2017

Catalán, ¿para qué?

Y los catalanes hablan español porque son españoles. Ciertamente, la lengua catalana está secuestrada por los antisistema y los golpistas, como punta de lanza del fascismo catalán. Por suerte, la mayoría de los catalanes no son así.

Hace mucho tiempo que el Estado de las Autonomías está distorsionando y debilitando el Estado de Bienestar. No creo que exista en el mundo una división administrativa tan irracional e injusta como la española, tanto que está consolidando una España de ricos y otra de pobres o una España a dos velocidades. En esta coyuntura la careada igualdad de todos los españoles de nuestra Constitución es papel mojado. No existe tal igualdad en la práctica, porque parodiando a Orwell unos son más iguales que otros.
Ha resucitado de nuevo la desgraciada polémica de la obligación del catalán en la sanidad, como es de rigor cada vez que desgobierna el Pacto. Si se aplicara la lógica del sentido común el tema concluiría con facilidad en la solución aplicada por José Ramón Bauzá. Es decir, el conocimiento del catalán (llamemos así al mallorquín, menorquín e ibicenco en aras de la brevedad) es un mérito, pero no un requisito. Requisitos sí, saber anatomía, bioquímica clínica, o los conocimientos específicos de la especialidad, por ejemplo. Pero a mí qué me importa que mi cardiólogo sepa ruso, tenis o andorrano.
Cuando Giner de los Ríos, eximio fundador de la Institución Libre de Enseñanza, que educó mentes como Buñuel, Lorca o Dalí, le puso objeciones a Lenin sobre el sacrificio de la libertad en el proceso revolucionario, el comunista ruso le contestó: «Libertad... ¿para qué?».
En el complejo manejo de la medicina lo último que se necesita es la agobiante y obsesiva presencia del catalanismo, que ya ha demostrado con creces a lo largo de más de cien años, su peligroso sectarismo y sus altos niveles de ineficacia en casi todo lo que toca. No hace ninguna falta el catalán en la sanidad de Baleares. Bien está que se sepa menorquín o formenterense. Pero no es estrictamente necesario y es una postura muy negativa el exigirlo a excelentes profesionales que provienen de otras zonas de España/Europa. Aparte, el idioma oficial común a todos es el español. Nos basta y nos sobra.